Museos y Expos.
0
Museo Egipcio. El Cairo, Egipto
01 DE JUNIO DE 2019

Historia

En 1835 se crea el Servicio de Antigüedades de Egipto para proteger los tesoros y monumentos del país. Así, el gobierno egipcio empieza a crear la colección de arte del antiguo Egipcio. Al inicio se guardó en un pequeño edificio del parque Esbekiah y más tarde se traslada a la Ciudadela de Saladino. En 1855, el gobernador de Egipto, Abbas Pachá, regaló esta colección al emperador austríaco Maximiliano en visita al país.

En 1858 el francés Auguste Mariette-Bey (1821-1881), en ese entonces director del Servicio de Antigüedades, abre el nuevo museo en el barrio de Bulaq, a orillas del Nilo. En una gran inundación el edificio queda inservible. El gobierno decide construir un gran museo, y mientras la colección se guarda en el palacio de Ismail Pachá, en Guiza. En 1850, Mariette-Bey llega a Egipto como funcionario de El Louvre. En 1900 se inaugura el nuevo museo.

A partir de 1922 el museo experimentó un crecimiento espectacular cuando a sus fondos se incorporó el tesoro de la tumba de Tutankamón con más de tres mil quinientos objetos. Desde 1858 hasta 1952, la dirección del museo la ocupó un francés. Los egipcios se hacen cargo de la dirección a partir de ese año.

Edificio

Está en el centro de la ciudad, en la plaza Tahrir. Es un diseño del arquitecto francés Marcel Dourgnon en estilo neoclásico. Se construyó de 1900 a 1902. En este año se inaugura y abre al público.  

Colección

El museo tiene la mayor colección del mundo en objetos del Antiguo Egipto. Son más de 136,000. Se clasifican de acuerdo a las diferentes épocas de la historia egipcia: Imperio Antiguo, Imperio Medio, Imperio Nuevo, Tercer Período Intermedio, Tardío, Helenístico y Romano. Hay todavía muchas piezas sin clasificar.

Visita

(Notas de la vista) 

Primer piso

a) Salas del tesoro de la Tumba de Tutenkamon  

Algunos datos históricos

Akhenatón (Amenofis IV / 1363-1346 a.C.) es conocido como el “faraón hereje”. Una vez que sube al poder propone un nuevo culto: El del sol (Aton). Al parecer es una propuesta religiosa de carácter monoteísta. El faraón impone y exige el seguimiento del nuevo culto. Se cierran los templos dedicados a los otros dioses.

Él, que toma su nombre en honor de Aton, decide trasladar la capital a un sitio donde antes no existía nada. Funda, en el centro de Egipto, la ciudad de Tel-Al-Marna que será el asiento de su gobierno. Su mujer es la muy famosa y bella Nefertitis.

La imposición del nuevo culto provocan malestar entre el pueblo y también en los círculos gobernantes, de manera particular entre la jerarquía religiosa. Tebas, la capital anterior, sigue siendo un importante centro de poder. En ella viven los sacerdotes del culto a Amon (Figura humana con cabeza de león).

El faraón Akhenatón propuso también una nueva filosofía centrada en el amor. Es el primer faraón que en público expresa actitudes amorosas hacia su familia. Sostienen también que cada quien es libre de hacer lo que uno considere pertinente de acuerdo a sus propios valores. En la parte final de su gobierno, que fue de 18 años, el faraón trató de llegar a un acuerdo con los sacerdotes de Amon.  

Quien sucede a Akhenatón es Tutenkamon, faraón que no tiene ninguna importancia política. Se le nombra cuando solo tiene nueve años. Regresa la capital a Tebas y se dan los pasos necesarios, para restablecer las viejas costumbres y cultos. El proyecto renovador de Akhenatón desaparece.

A la muerte de Tutenkamon su mujer, Anjesenamon, su hermana,  pide al rey de los Hititas un hijo para casarse y poder así tener así un heredero. El rey acepta y lo envía, pero en el camino es asesinado. Ella también desaparece. Existen diversas interpretaciones sobre la muerte del joven faraón y de su esposa.

A Tutenkamon lo sucede Ay, abuelo materno de Anjesenamon. El nuevo faraón restablece de manera definitiva las anteriores tradiciones y cultos. Desaparece el culto a Amon y los nombres de Akhenatón y Tutenkamon desaparecen de la lista de los faraones.

Las salas de los tesoros

En 1917 se encuentran los primeros signos de la posible existencia de la tumba de Tutenkamon en el Valle de los Reyes. A partir de esa fecha el arqueólogo inglés Howard Carter, financiado por Lord  Carnarvon, trabaja en el sitio hasta su descubrimiento en 1922. Existe un decreto del gobierno que impide la salida de cualquiera de las piezas encontradas en esta tumba.

Los faraones al asumir su cargo iniciaban la construcción de su tumba. El gobierno de Tutenkamon no fue relevante. Inició a gobernar de muy pequeño y su gestión fue de pocos años. Siempre tuvo a un tutor. Esto solo para hacer anotar que si en esta tumba había tal cantidad y calidad de piezas hay que imaginar lo que había en las tumbas de los grandes faraones.

Una práctica sistemática en el Antiguo Egipto fue que, solo algunos años después del entierro, la tumba de los faraones eran violadas y saqueadas. La de Tutenkamon es la única que se ha encontrado sin antes haber sido violada. Con anterioridad sólo dos salas habían sido descubiertas y saqueadas.

      

Las salas de los tesoros ocupan prácticamente una ala del edificio. El conjunto se puede dividir en tres partes: a) cajas que cubren el sarcófago; b) el sarcófago y las joyas que cubren al faraón; c) todas las otras piezas.

  • Cajas que cubren el sarcófago

Son cuatro. Una cubre a la otra. Están adornadas con dibujos y escritura. Hay una caja con cuatro jarras de alabastro que contiene las vísceras. 

  • El sarcófago y las joyas que cubren al faraón

El sarcófago es de oro con incrustaciones de piedras preciosas. Dentro de él la momia cubierta de joyas. Aquí se puede ver la máscara de oro también con incrustaciones de piedras y otras muchas joyas (pulseras, brazaletes, collares, sandalias…)

 

  • Todas las otras piezas

Son muchas y muy diversas piezas. En las tumbas se colocaban todas las cosas que el faraón iba a necesitar en su otra vida. Hay, pues, una gran cantidad de objetos: muebles, cajas, jarras, juegos y armas. En pequeñas esculturas están también representadas todas las personas que el faraón necesitaba: ayudantes, sirvientes…

Estos objetos dan idea de la vida y la producción artística en época del faraón. Es notable el trono de oro cubierto de piedras, la cama de chapa de oro y algunos muebles. Se pueden decir muchas cosas del tesoro de la tumba de Tutenkamon, pero la sintetizo en una palabra; sobrecogedor. Lo que podemos ver es la expresión acabada de la cosmovisión de una cultura en torno a la vida, pero también a la muerte. Los expertos consideran que el arte de este período, que tienen expresiones formidables, era de menor calidad que al de otras épocas. ¿Cómo serían las otras tumbas? ¿De qué dimensión los tesoros?     

b) Salas del Imperio Antiguo 

Primeras salas

Se pueden ver altos y bajos relieves. La gran mayoría de una delicadeza y finura impresionante. Algunos tienen todavía el color intenso y vivo que se utilizaba para cubrir los relieves. La gran mayoría son expresiones de la IV y V dinastía (2630-2460 a.C.) Me llama la atención unos relieves en madera de la V dinastía.

Hay esculturas-retratos, también de la IV y V dinastía, que son muy impresionantes. Siguen los cánones del arte egipcio tanto en el tratamiento de la forma como en el uso del color. Me sorprende una máscara funeraria de la IV dinastía, más por el desarrollo de la técnica que por su valor plástico.   

Sala 32

Hay piezas extraordinarias. Anoto las siguientes:

  • Pepi I e hijo (su sucesor). VI dinastía. Es la figura conservada en cobre más antigua. Es impresionante.
  • Amanuense sentado con rollo de papiro entre las manos. V dinastía. Madera cubierta con pintura.
  • Familia del enano Seneb. V dinastía. Piedra calcaria pintada.

  • Rahotep y su mujer Nofret. V dinastía. Piedra calcaria pintada. La conservación es total: colores fuertes y firmes. Los rostros son retratos. Impresionante.
  • Patos pintados sobre yeso. IV dinastía. Dibujos de gran realismo.

Sala 42

Hay esculturas-retrato impresionantes, que emocionan. Obras de la IV a la VI dinastía que vienen sobre todo de Sakkara y Giza. Los materiales: Madrea, granito y diversas piedras. De ellas anoto las siguientes:

 

  • Faraón Kefrén. IV dinastía. Piedra (dionita). Es negra con vetas blancas y grises.
  • Ka-aper. V dinastía. Madera. Los ojos de cristal de roca y alabastro. Emocionante. 
  • Amanuense con rollo de papiro. V dinastía. Emocionante.

Sala 43

Dedicada al período arcaico de la I y II dinastía. Me impresionaron: 

  • Paleta del faraón Narmer. I dinastía (3000 a.C.)
  • Jarras de alabastro. II dinastía.
  • Jarra de piedra con agarraderas de oro. Estupenda.
  • Joyería original.  

Sala 46

De esta sala me impresionó:

  • Escultura del faraón Zosser. III dinastía (Sakkara)

Sala 47

De esa sala me impresionó:

  • Figuras de amanuenses. Estupendas.
  • Sarcófago de la IV dinastía.
  • Escultura del sacerdote Ka-Em-Qed. V dinastía. Estupenda.
  • Esculturas-retratos de la IV a la VI dinastía. Hermosas.
  • Cabeza de Userkaf. V dinastía.

 

  • Grupo del faraón Micerinos y su esposa Athor. IV dinastía. Piedra caliza. Impresionante.

 

  • Pepy I, dinastía VI. Primera escultura en metal que se conoce. 

 

  • Alcalde de pueblo, V dinastía

Sala 48

  • Se exponen esculturas de gran formato.

c) Salas del Imperio Medio y Nuevo 

Sala 3

Está dedicada al tiempo del gobierno Akhenatón.

  • Pinturas y azulejos muy buenos (Margaritas…)
  • Una impresionante escultura de Akhenatón muy realista en piedra pintada. Es de 30 centímetros. La corona es de un azul intenso. 
  • Esculturas de gran formato de Akhenatón. En torno a los dos metros. Algunas son sólo la cabeza y en otros se conserva la cabeza y el torso. La figura es realista, pero estilizadas con labios gruesos y cabezas alargadas características del período de Tel-Al-Marna.

  • Una estupenda cabeza de Nefertiti. La escultura es un trabajo de enorme belleza, delicadeza y al mismo tiempo fuerza. Se trata de un retrato en todo el sentido de la palabra.

 

  • Estupendas esculturas con las cabezas de los hijos de Akhenatón. (Compramos una réplica en bronce).

 

Sala 13

  • Piezas de gran formato muy golpeadas y fragmentadas.

Salas 18, 23,28,33 y 38

Son las salas centrales del gran hall del primer piso.

  • Grandes esculturas y sarcófagos de las dinastías XII a la XXII.
  • Particularmente interesante es un piso pintado con el tema de unos patos. El piso viene del palacio del faraón Akhenatón (1363-1346 a.C.) de la XVIII dinastía en Tel-Al-Marna.

 

 

  • Bella e impresionante escultura en gran formato del faraón Amenofis III y su esposa Tyi de la XVIII dinastía.

d) Salas del Imperio Nuevo

Dinastías XVIII a XX.

Salas 6,7,8,9 y 10.

  • Grandes esculturas, sarcófagos y fragmentos de paredes.

Sala 12

  • Una magnífica escultura de Tutmosis III, de la XVIII dinastía, en mármol blanco de unos 30 centímetros. Es de 1450 a.C.
  • Interesantes representaciones diversas de Tutmosis III.

 

 

Salas 14,15,20 y 25

  • Grandes esculturas.
  • Fragmentos de pared.
  • Sarcófagos.
  • Piezas pequeñas en piedras duras.

Salas 24 a 30

  • Piezas pequeñas de esculturas medianas en piedras duras.
  • Muchas figuras “en cuclillas” con los vestidos grabados con escritura.

e) Salas del Imperio Medio 

Sala 11 a 16  

  • Esculturas y esfinges con caras de faraones del Imperio Medio.

Salas 21 y 26

  • Grandes esculturas y estelas funerarias.

Sala 22

  • Ejemplares de esculturas en madera de las dinastías X a la XII.
  • Magnifica escultura en piedra del joven Mernerê, de la VI dinastía.
  • Estatua del faraón Senusret I de la XII dinastía. Su conservación es total.
  • Tumba de Har-Hotpe que está llena de dibujos geométricos y de escritura.
  • Estupendas escultura pequeñas en piedras duras: Granito, basalto, serpentina…

 

f) Salas del período Greco-romano (300 a.C. a 200 d.C.)

Salas 34

  • Se puede distinguir con mucha claridad las que reflejan la continuidad de la tradición faraónica, las que integran elementos de las dos culturas y las que son estrictamente greco-romanas.

Sala 40

  • Hay bronces del período. 

g) Salas de Nubia(Período Bizantino)

Salas 44 y 45

  • Tesoros de la tumba de Balana.

h) Salas del período ptoloméico

Salas 49 y 50

  • Grandes esculturas.
  • Sarcófagos.
  • Esculturas de clara influencia helénica.

Segundo piso

 

Sala 2

  • Sarcófagos y tesoros de la familia Tanis. Dinastía XX y XXI (1090-950 a.C)
  • Joyas y tapa de oro del sarcófago de Psusennes I de la XX dinastía.
  • Máscara de oro de Amenemope de la XXI dinastía.

 

  • Máscara de oro, vasos de oro y plata de Sheshonq de la XXII dinastía.
  • Muebles, silla gestatoria en madera y oro de Hetep-Heres, madre de Keops.

Sala 12

  • Elementos funerarios de tumbas reales.

Sala 13

  • Estupenda máscara de oro de la princesa Thuyu de la XVIII dinastía (1370 a.C.) Es la abuela de Akhenaton.
  • Impresionantes carrozas forradas con placa de oro, para ser tiradas por caballos.
  • Ricos sarcófagos.
  • Camas. 

Sala 14

  • Sarcófagos y esculturas de la época greco-romana.
  • Retratos pintados sobre madera y lámina para ponerlos sobre la cara de las momias en el período romano.

Sala 17

  • Sarcófagos de madera y algunos elementos del entierro de: Maherpra de la XVIII dinastía y de Sennutem de la XX dinastía.

Sala 19

  • Una gran cantidad de figuras pequeñas, las más en bronce, representando a los diversos dioses. Son de distintas dinastías.

Sala 22

  • Diversos elementos relacionados con los entierros. Período del Nuevo Imperio.

Salas 24-29

  • Papiros.

Sala 27

  • Maquetas con diversos procesos productivos.
  • Vasos cenobiales. (Imperio Medio)

Sala 32

  • Maquetas en madera con representación de la vida cotidiana. Son impresionantes por lo que revelan de la vida diaria. (Imperio Antiguo). 

Sala 34

  • Instrumentos de trabajo y armas de distintas épocas.

Salas 39-44

  • Piezas de la época romana: bronces, mosaicos, estupendos vidrios…

Sala 41,36, 37

  • Maquetas de la XII dinastía (Soldados sudaneses y egipcios)

Sala 42 (Período arcaico: Dinastías I y II)

  • Piezas de la vida cotidiana: platos, jarras, vasos, filtros de agua. Están fabricados en todo tipo de materiales: bronce, cobre, barro, alabastro, vidrio, marfil…

Salas 46 y 47

  • Sarcófagos de distintas dinastías.

Sala 48

  • Bronces.

Sala 49

  • Piezas de diversa índole y de períodos distintos

Sala 50

  • Muebles.

Salas 53 y 55

  • Cerámica y joyería (Período predinástico)

Sala 53 b

  • Animales momificados.

Sala 54

  • Vidrios de diversas épocas (De los tiempos de los faraones a Roma)
  • Herramientas (De los tiempos de los faraones a Roma)

Sala 56

  • Sarcófagos en madera de un entierro de sacerdotes en el Valle de los Reyes. Se encontraron 153 de ellas. Hay dobles y triples. (Una parte se expone aquí y la otra en diversos museos del mundo.)

Sala 57

  • Papiros

Comentario

Es impresionante. El impacto es enorme. La sensación que produce estar en presencia de cinco mil años de historia y de arte de una de las más grandes civilizaciones de la humanidad es única y muy poderosa. En mi libreta anotaba y anotaba. Todo me parecía valioso e interesante. Anotar lo que veía era mi manera de aprenderlo y hacerlo mío.

La museografía no es buena. Las piezas están colocadas una tras otra. A veces parece que se está en una bodega. En 1902 cuando se inauguró la colección era de 12,000 piezas y ahora de 130,000. La calidad de las piezas resuelve todo. Cada pieza me abría a nuevas inquietudes y preguntas. Antes de iniciar el viaje a Egipto estuve leyendo libros de historia del arte. Tenía idea de lo que iba a ver.