Museos y Expos.
0
Vaticano
06 DE OCTUBRE DE 2018

Vaticano
De San Pedro a Francisco
Dos mil años de arte e historia
Antiguo Colegio de San Ildefonso
Ciudad de México


Exposición

Se muestran 180 piezas que provienen de Italia: Museos Vaticanos, Fábrica de San Pedro, Museo del Tesoro de San Juan de Letrán, Biblioteca Apostólica Vaticana, Sacristía Pontificia de la Oficina y Celebraciones Litúrgicas del Sumo Pontífice.

De México se añaden piezas de: Archivo Histórico de la Provincia Mexicana de la Compañía de Jesús, Archivo Histórico "Genaro Estrada" de la Dirección General del Acervo Histórico Diplomático de la Secretaría de Relaciones Exteriores, Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), UNAM y colecciones privadas.

La exposición se estructura en seis temas:

I. Introducción. Vaticano: de San Pedro a Francisco.

Se ofrece una panorámica general de la exposición, a partir de dos obras: la Triple tiara del papa León XIII, que forma parte de las colecciones de la Sacristía Pontificia de la Oficina de las Celebraciones Litúrgicas del Sumo Pontífice; y la Custodia Lateranense, que pertenece al Museo del Tesoro de la Basílica de San Juan de Letrán.

II. Los fundamentos de la Iglesia: la sangre de los mártires.

Se presentan 29 piezas organizadas en cinco subtemas:

• Roma, la capital del mundo clásico. Ilustra las prácticas religiosas politeístas de la época romana, ambiente en el cual surge el cristianismo. Dentro de las obras resalta el Fragmento de vaso con relieve, del último cuarto del siglo I a.C., y el retrato del emperador Tiberio, del siglo I d.C.. Las dos obras provienen de los Museos Vaticanos.

• Los apóstoles Pedro y Pablo en Roma. Se muestra su labor evangélica, su martirio y las persecuciones de los cristianos durante el periodo romano. Se exhiben cuatro grabados de la Fábrica de San Pedro, que reproducen las imágenes que ornamentan la puerta del Filarete en la Basílica Vaticana, con pasajes de la vida de los apóstoles.

• El culto cristiano y la devoción a los apóstoles. Se exhiben ejemplos de las primeras representaciones de los apóstoles en lámparas de aceite y lápidas sepulcrales. Destaca la Placa Sepulcral con inscripción ASELLV y retratos de los santos Pedro y Pablo, de los Museos Vaticanos.

• Mártires y santos. Se ilustra con óleos de los Museos Vaticanos: Las santas Práxedes y Prudenciana recogen la sangre de los mártires, de Antiveduto Grammatica; Combate entre hombres y fieras en el Coliseo, de Frans Floris (también llamado Frans de Vriendt, el Viejo); Martirio de San Mauricio, de Gian Lorenzo Bernini y Carlo Pellegrini. Y también San Dionisio papa y confesor, de Miguel Cabrera, del Museo de El Carmen (INAH).

• La Necrópolis romana. Muestra las representaciones del Trofeo de Gaio, edificado sobre la tumba de San Pedro.

 

III. Una Iglesia milenaria: del siglo IV al XV.

Se presentan 22 piezas organizadas en cinco subtemas. Se narra los procesos históricos y políticos desde Constantino hasta el reconocimiento del obispo de Roma como máxima autoridad cristiana.

• Constantino, Santa Elena y la búsqueda de la Cruz. Se muestra la obra Visión de Santa Elena, de Paolo Caliari (llamado El Veronés), óleo de la Pinacoteca Vaticana. La santa, madre de Constantino, aparece como gran devota y su incansable búsqueda de la cruz en la que murió Cristo.

• León III y Carlo Magno. La importancia de las reliquias. Destaca el retrato de Carlo Magno como David, atribuido a Gentile da Fabriano, de la Pinacoteca Vaticana. Se muestra su deseo de recuperar y conservar las reliquias de los primeros santos.

• El papado y el imperio. La basílica como símbolo papal con imágenes de los papas Gregorio VII y Bonifacio VIII, de la Fábrica de San Pedro. Se abordarán los procesos históricos de esos pontificados.

• Las órdenes mendicantes y las peregrinaciones. Se enseña un relicario con parte del sayo de San Francisco de Asís, del Museo del Tesoro de la Basílica de San Juan de Letrán. Y tres tablas medievales de la Pinacoteca Vaticana. Dos muestran las obras de misericordia y la tercera es un tríptico con tres santos dominicos.

• La basílica de Constantino. Mediante seis obras de los Museos Vaticanos y de la Fábrica de San Pedro se muestra la naciente morada del sucesor de Pedro.

 

IV. La Iglesia en tiempos modernos.

Se presentan 56 piezas organizadas en seis subtemas.

• La Compañía de Jesús y el Colegio de San Ildefonso. Se exhiben tres obras de la Pinacoteca Vaticana: San Francisco Javier y San Ignacio de Loyola, ambas de Gerard Seghers y Jan Wildens y; Guirnalda de flores con San Ignacio de Loyola, de Daniel Seghers y Hendrik van Balen.

• La Iglesia moderna, promotora del arte. Se muestra a la iglesia católica como depositaria de objetos artísticos de muy diversas latitudes, a través de una colección conformada a lo largo de dos mil años de historia.

• Doce obras de la Pinacoteca Vaticana y de la Sacristía de la Basílica de San Juan de Letrán. Destacan: San Mateo y el ángel, de Guido Reni; Incredulidad de Santo Tomás, de Guercino; Caridad, de Rafael Sanzio; Retrato de joven, de Gian Lorenzo Bernini; La Virgen de los Frari, de Tiziano Vecellio; Anunciación, de Marcello Venusti, obra intrevenida Miguel Ángel Buonarroti, que se restaurada para su presentación en México. Hay Cabe otras piezas de la Biblioteca Apostólica Vaticana.

• Los Estados Pontificios. Se subraya la importancia de la figura papal en el control de la gran expansión territorial, ilustrado por el Retrato de Clemente IX, de Maratta, de Pinacoteca Vaticana.

• La Iglesia y el nuevo mundo americano. Se parecía el Atlante, de Battista Agnese (1542), primera representación cartográfica del Continente Americano. Además obras de colecciones mexicanas: San José protege al Papa Pío VI y Carlos III, de José de Alcíbar, del Museo de Guadalupe Zacatecas (INAH); Retrato de Sor Juana Inés de la Cruz, de Juan de Miranda, del acervo de la UNAM; manuscrito autógrafo de la Historia antigua de México, de Francisco Xavier Clavijero, del Archivo Histórico de la Provincia Mexicana de la Compañía de Jesús.

• El Concilio de Trento. Parteaguas en la historia de la Iglesia que influye directamente en la evangelización del Continente Americano. Se muestra el Modelo de la columna de la Inmaculada Concepción de Plaza de España, de Luigi Poletti, del Museo del Tesoro de la Basílica de San Juan de Letrán.

• La Basílica moderna. Este apartado refiere a los personajes, elementos arquitectónicos y procesos históricos vinculados a la culminación de la Basílica de San Pedro. Se enseña el tapiz Urbano VIII consagra la Basílica de San Pedro, serie de la vida de Urbano VIII, de los Museos Vaticanos. Así como la Vista de la Plaza y de la Basílica de San Pedro con la nueva cúpula y la vieja fachada, de los Museos Vaticanos. Y siete grabados de la Fábrica de San Pedro, que ilustran diversas plantas y vistas de la basílica; y nueve medallas conmemorativas de la construcción del templo.


V. La Iglesia contemporánea.

Se presentan 17 piezas organizadas en seis subtemas. Trata sobre el devenir de la Iglesia en los últimos siglos.

• El concordato y la creación del Estado Vaticano. Se exhibe el Retrato de Gregorio XVI en la silla gestatoria, de Francesco Podesti, de los Museos Vaticanos. En su pontificado (1831-1846) tiene lugar la ruptura de relaciones diplomáticas de la Santa Sede con España, Portugal, Prusia y Rusia.

• Los pactos lateranenses y la bandera vaticana. Una vez que se firmaron los pactos lateranenses entre el papado y el gobierno de Mussolini nació el Estado Vaticano como nación. Destaca el óleo de Gregorio XVI y la corte pontificia; el Retrato de Pío XI con el plano de la Ciudad del Vaticano, de Tito Ridolfi, y la Bandera de la marina militar pontificia, las tres piezas de los Museos Vaticanos.

• Un pequeño Estado, una gran misión. Se aborda el papel del pontificado en la II Guerra Mundial, con la exhibición del trono de Pío XI, de los Museos Vaticanos.

• México y el Vaticano, 25 años de relaciones diplomáticas. Se hace referencia al suceso de 1992. Y a las muestras de cordialidad entre las dos naciones con la devolución a México del Códice De la Cruz-Badiano, por parte del Papa Juan Pablo II, que actualmente resguarda la Biblioteca Nacional de Antropología e Historia "Dr. Eusebio Dávalos Hurtado". Se incluyen objetos personales del Papa Juan Pablo II.

• El Vaticano hoy. Se expone una maqueta monumental del territorio papal; el mosaico con vista de la Plaza de San Pedro del Vaticano, perteneciente al Museo Nacional de Historia, Castillo de Chapultepec; y una Virgen de Guadalupe, de Francisco Antonio Vallejo, del Museo Nacional del Virreinato.

• La Iglesia, una sucesión apostólica. Se integra por objetos litúrgicos y artísticos del ceremonial pontificio: cortejo papal, las celebraciones del Corpus Christi, la ceremonia del Año Santo, el protocolo ante la muerte del papa, los cónclaves y las elecciones del pontífice.

 

VI. La Iglesia, una sucesión apostólica.

Se muestran cuadros, fotografías y objetos personales de los último papas.

La curaduría es de Bárbara Jatta, Alessandra Rodolfo, Adele Breda, Sandro Barbagallo y Pietro Zander, por el Vaticano, y Miguel Ángel Fernández y José Enrique Ortiz Lanz, bajo la coordinación de Bertha Cea Echenique y la asesoría de Antonio Berumen, por parte de México.

Comentario

La exposición se realiza en el marco del XXV aniversario del establecimiento de las relaciones diplomáticas entre el Gobierno de México y la Santa Sede (21 de septiembre de 1992). La exposición se anuncia como un tránsito por dos mil años de historia del cristianismo y el Vaticano.

Es, sobre todo, una panorámica histórica muy general del papado como institución central de la Iglesia a lo largo de sus años de existencia. Me había hecho a la idea de que se iban a mostrar grandes obras de arte. Hay algunas, pero son escasas. Desde mi óptica la exposición queda a deber.